Normalmente, cuando realizamos una campaña de Email Marketing a una base de datos de contactos, solemos tener una inquietud permanente que nos afecta por igual a todos los mortales: «¿estará nuestro email entrando a la bandeja de entrada de mi remitente, o -por el contrario- se habrá ubicado en la carpeta de SPAM, sin dar la posibilidad al usuario ni siquiera de abrir nuestro mensaje?»

Normalmente sabemos que las medias de apertura de los emails está en torno al 15-20%, lo que quiere decir que el 80% restante no abre tu correo, pero… ¿por qué? ¿Porque el correo electrónico está inactivo? ¿Porque el usuario no tiene interés en abrirlo? ¿Porque llega a la bandeja de SPAM, y el destinatario ni siquiera cuenta con la oportunidad de abrirlo, al no verlo notificado? o… ¿Por qué?

Bien, podemos intentar dar solución a cada una de las cuestiones que hacen (y fomentan) la baja tasa de apertura en nuestras campañas de Email Marketing. Pero… vayamos paso a paso: hoy, hablaremos de las técnicas y buenas prácticas que serán útiles para tratar de evitar que tus emails caigan en SPAM o en correo no deseado.

Las 5 claves de Email Marketing para evitar que tus emails caigan en SPAM

1. El comportamiento del usuario

Como base fundamental para que los algoritmos de los servidores de correos electrónicos determinen si tus envíos deben llegar directamente a SPAM, encontraremos la reputación de tu marca, que variará en relación al porcentaje de aperturas, el porcentaje de clic, el número de usuarios que borra los correos automáticamente (sin ni siquiera parar a leer), los usuarios que te marcan como SPAM directamente, etc, etc, etc.

Tal vez, hace 15 años era más importante el contenido del emails, el look&feel del mismo, las palabras clave empleadas, etc, pero día de hoy las métricas que generan tus clientes son lo realmente importantes como para catalogar la calidad de tus envíos. En nuestros días, Gmail, Hotmail y el resto de proveedores de correo entienden que es mucho más importante para determinar si un correo es legítimo (o no) cómo reaccionan los usuarios ante la entrada a la bandeja de los mismos.

2. Limpieza e higiene de las bases de datos

Este segundo punto a destacar de interés para evitar la llegada de mensajes a SPAM, requiere conocer un término del que hace tiempo que no hablamos: los spamtraps. Los spamtraps pueden ser definidos como pequeñas trampas de los servidores de correo para detectar la salud e higiene de tus bases de datos.

De esta manera es importante que sepamos que, normalmente, cuando un usuario no realiza ningún tipo de interacción con su cuenta de correo electrónico durante un periodo determinado de, aproximadamente, unos 7 ó 8 meses, se puede entender que este es inactivo o inexistente, y que -por tanto- debería ser eliminado de nuestra base de datos de manera inmediata.

Si nosotros realizamos el envío de Email Marketing a todos nuestros correos, y esto incluye a cuentas de correo que están inactivas (y que nosotros deberíamos haberlas borrado de nuestra base de datos hace tiempo, pero sin embargo no lo hemos hecho), los proveedores de correo electrónico entenderán que nuestra higiene en las bases de datos es reducida o prácticamente nula, y eso generará una penalización a nuestra marca, ya que Gmail o Hotmail asumen que estamos enviando contenido a una lista que no tenemos absolutamente nada actualizada, ya que él mismo sabe que ese usuario no realiza interacción en al menos 7 ó 8 meses.

Debemos ser muy estrictos en este sentido.

3. Contar con una buena infraestructura

Cuando hablamos de infraestructura hablamos de cómo hacemos que lleguen nuestros correos: desde nuestra herramienta de envío, hasta nuestros servidores de salida junto con los IPs y dominios.

Hemos de entender que algunos proveedores de correo no pueden dedicar mucho tiempo a sus clientes y, lo que sucede, es que los envíos masivos que se realizan entre ellos pueden llegar a compartir IP. En estas ocasiones, existe una probabilidad mucho más alta (con un mayor riesgo) de caer en la bandeja de SPAM, ya que estaremos -aunque no lo busquemos- vinculados con otros niveles de calidad pertenecientes a otras marcas.

De esta manera, es importante que, en el momento en que tú -como marca- decidas seleccionar una herramienta aliada para tus envíos, lo hagas contando con la premisa fundamental de que te dedique el tiempo suficiente como cliente que eres, para que -de ninguna manera- su gestión afecte a tu envío.

4. El asunto del correo electrónico

Gran parte de los usuarios tomarán la decisión de apertura del correo electrónico en función de cómo de atractivo sea el asunto del mismo. Por tanto, es importante valorar dos puntos en este sentido:

  • Qué palabras clave empleamos: no utilizar demasiadas palabras consideradas como SPAM. Si optas por emplear alguna de ellas, hazlo con cautela.
  • Cómo de atractivo es: tu asunto de emails debe ser lo suficientemente interesante como para llamar la atención del usuario y hacer que acceda a su contenido.

Corto, directo y que llame la atención.

5. El cuerpo del correo electrónico

Al igual que en el asunto -en el que no es recomendable el empleo y exceso de palabras y párrafos escritos en mayúscula-, tampoco lo es en el cuerpo del email y, por supuesto, olvídate de emplear demasiadas palabras prohibidas. Estas hacen que, poco a poco, se sumen más minipuntos que afectan a tu reputación.

Es importante, además, saber qué ponemos en el cuerpo de nuestro email. Aquí, entra en juego el ratio texto-imagen, que viene a decir que debe existir contenido audiovisual suficiente como para captar la atención del usuario y lograr una lectura más dinámica.

Además, tu correo electrónico deberá pesar poco (recomendable 100k) y, si cuentas con adjunto, mejor enlázalo antes que enviarlo como adjunto.

 

Suscríbete a nuestra newsletter He leído y acepto la política de privacidad

¡Contacta con nosotros!




He leído y acepto la política de privacidad

¿Qué empresa trata sus datos? MITTUM Marketing Relacional S.L.
¿Por qué tratamos los datos que le pedimos? Tratamos sus datos para poder prestarle nuestros servicios y enviarle información sobre nuestros productos y servicios.
¿Cuál es la legitimación para este tratamiento de sus datos? Estos datos son necesarios para llevar a cabo la prestación de los servicios que haya solicitado a través del Sitio Web.
¿Se van a hacer cesiones o transferencias con sus datos? No, sus datos no serán objeto de cesiones a terceras empresas.
¿Se utilizarán sus datos para hacer perfilados o segmentaciones? MITTUM Marketing Relacional S.L. podrá utilizar técnicas de profiling para poder ofrecerle publicidad acorde con sus intereses.
¿Tiene dudas? Tanto si tiene alguna, o sugerencia, como si quiere darse de baja póngase en contacto con nosotros enviando un email a la siguiente dirección: hola@mvtechs.net