Podemos definir la entregabilidad, en Email Marketing, como el proceso que busca que los envíos de correo electrónico que realiza una marca alcancen, de manera correcta y efectiva, las bandejas de entrada de tus usuarios, evitando la bandeja de spam de los mismos.

Un factor importante que debemos conocer, en este proceso, es la existencia de los ISPs, que se definen como los proveedores de correo electrónico (de cuentas como Gmail, Hotmail, Yahoo, etc…) que buscan velar por los usuarios suscritos a su correo, de manera que aquello que no se defina o entienda como un contenido de calidad, es evitado de llegar al usuario.

Por tanto, podríamos decir que los ISPs son los encargados de «decidir» si una campaña es recibida en la bandeja de entrada del correo de un usuario o si, por el contrario, debe irse directamente a la bandeja de spam del mismo.

Hace tiempo, las marcas contaban con ciertos «atajos» que les permitían asegurar la entregabilidad de los correos, pero, sin embargo, hoy en día los algoritmos son tan avanzados y han evolucionado tanto, que es prácticamente imposible «engañarlos».

Dicho esto, existen varios factores sumamente importantes que determinan el rumbo que las campañas de cualquier marca van a seguir en este camino, y dos de los más importantes son -sin duda alguna- la reputación de la marca y el servidor desde el cuál es enviada la campaña de Emailing. Ambas dos, tareas que deberán estar en el punto de mira del responsable de Marketing Digital de la empresa en cuestión.

No obstante, con independiente de los puntos anteriores, las marcas también pueden aplicar una serie de tips a sus contenidos, que permitan mejorar sus envíos y huir, en la mayor medida de lo posible, de esa carpeta de spam que es tan temida por cualquier marca (y que, evidentemente, no es para menos, ya que significará haber perdido el tiempo en el envío).

Tips para mejorar la entregabilidad de tu newsletter

1.- Cuida y estate pendiente del proceso de suscripción de tu base de datos

Es importante que nunca haya fallos en el proceso de suscripción que sigue tu usuario de cara a poder suscribirse a tu marca. Pero, con independencia de eso, te recomendamos que en tu página web, en el lugar donde el usuario se suscriba a tu newsletter, no solamente añada su cuenta de correo electrónico, y ya estaría; sino que también le pidas un doble proceso de verificación.

Por ejemplo, dejando su cuenta de correo electrónico, y después verificándola con un clic en un enlace que tú mismo le mandes a su correo electrónico. De esta manera, te aseguras que tus usuarios son reales y, lo más importante, que son usuarios de calidad que verdaderamente están interesados en tu marca (y, por eso, no les importa verificar que, efectivamente, son ellos los que han solicitado sumarse a tu comunidad).

2.- Asea e higieniza, de manera constante y rutinaria, tu base de datos

Esto es algo de lo que te hemos hablado en muchísimas ocasiones, pero es que su importancia es tal que no nos importa recordártelo una vez más. Es necesario, por tanto, que con cierta regularidad dediques tiempo a asear e higienizar tu base de datos, para -sobre todo- eliminar de la misma a aquellas cuentas de correo que han dejado de interactuar con tu marca o que llevan permaneciendo inhabilitadas un largo periodo de tiempo.

«¿Por qué?» te preguntarás. Bien… simplemente porque es absurdo seguir enviando contenidos a un usuario que, o bien no existe, o bien ha dejado de utilizar dicha cuenta de correo. Solo lograrás malgastar tiempo y dinero, y dar a los ISPs un motivo más por el cual considerar que tu contenido no es lo suficientemente válido o de calidad para llegar a sus clientes.

En cualquier caso, te recomendamos hacer clic aquí y visitar nuestro artículo clave sobre la limpieza de las bases de datos en cualquier marca, adoptando todos los tips que puedas para mejorar en este aspecto.

3.- Ofrécele, siempre, a tu usuario un contenido relevante en tus envíos

¿Verdad que esto ya te lo sabes de memoria? Bien, 🙂 Nos alegramos.

Porque, como sabes, el usuario digital es -cada día que pasa- mucho más exigente con las marcas. Es decir, ya hace tiempo que ha dejado de ser ese usuario pasivo que recibe información y publicidad por parte de las marcas sin rechistar, sino que ahora él mismo filtra y es mucho más estricto con las mismas.

De esta manera, te recomendamos que te pongas en el lugar de tu usuario y te preguntes, a ti mismo, si eso que le estás ofreciendo es verdaderamente lo que podrías definir como un contenido de calidad, que le aporta valor y que le entretiene. Si la respuesta es «no», no debes perder ni un solo momento más en cambiar tu estrategia de contenidos.

4.- Solicítales que te agreguen a su lista de direcciones de correo electrónico

Cuando un usuario te incluye en su lista de direcciones, en pocas palabras, significa que le está diciendo al proveedor ISPs que te conoce, que sabe quién eres y lo que le estás ofreciendo, y que le gusta. Que quiere que siga siendo así. Por tanto, esta debería ser una de las prioridades fundamentales de cualquier marca, ya que -entre otras cosas- hace crecer de manera brutal la reputación de cualquier negocio.

A veces, es común que las marcas haga alusión a esto dando uso a la línea de preheader que existe en los correos electrónicos que se envían a través de Email Marketing.

5.- Estudia, analiza e investiga qué es aquello que el usuario demanda de tu marca

Sin duda alguna, no podemos olvidar lo necesario que es, para las marcas, llevar a cabo acciones que les permitan interactuar con sus clientes de cara a obtener información relevante acerca de aquello que más interés y que más aporte de valor genera para ellos. Solamente así podremos utilizar dicha información para extraer contenidos clave que capten la atención del usuario (y que, evidentemente, hagan mucho más fácil la opción de que te incluyan en su lista de direcciones).

Suscríbete a nuestra newsletter He leído y acepto la política de privacidad

¡Contacta con nosotros!




He leído y acepto la política de privacidad

¿Qué empresa trata sus datos? MITTUM Marketing Relacional S.L.
¿Por qué tratamos los datos que le pedimos? Tratamos sus datos para poder prestarle nuestros servicios y enviarle información sobre nuestros productos y servicios.
¿Cuál es la legitimación para este tratamiento de sus datos? Estos datos son necesarios para llevar a cabo la prestación de los servicios que haya solicitado a través del Sitio Web.
¿Se van a hacer cesiones o transferencias con sus datos? No, sus datos no serán objeto de cesiones a terceras empresas.
¿Se utilizarán sus datos para hacer perfilados o segmentaciones? MITTUM Marketing Relacional S.L. podrá utilizar técnicas de profiling para poder ofrecerle publicidad acorde con sus intereses.
¿Tiene dudas? Tanto si tiene alguna, o sugerencia, como si quiere darse de baja póngase en contacto con nosotros enviando un email a la siguiente dirección: hola@mvtechs.net